yoga

¿El yoga puede mejorar tu vida sexual?

Muchas personas practican yoga en su vida diaria, y lo hacen por diversos motivos: para ganar elasticidad, para mejorar la salud física y mental, como hobby… pero otro de los beneficios que tiene esta práctica de origen hindú es una potencial mejora de la salud sexual. Te contamos por qué:

El yoga, como ya hemos dicho, es muy beneficioso para nuestra salud física y mental. Practicado correctamente, supone la unión de mente y cuerpo en perfecta armonía, y tiene múltiples beneficios psicosomáticos en nuestro organismo: baja la presión, tonifica los músculos, alivia dolores… Y para tener un buen sexo, primero es clave tener una salud de hierro.

Además, la elasticidad del cuerpo también se incrementa a medida que vamos avanzando en la práctica del yoga, por lo que nos es más fácil innovar con nuevas posturas del Kamasutra para romper la monotonía y disfrutar de una sexualidad más rica y placentera. Una buena condición física nos permite rendir más en la cama y tener sesiones de sexo mucho más largas y estimulantes.

Pero los beneficios del yoga no acaban aquí. Recientes estudios en los cuales se han realizado campamentos de yoga de hombres y de mujeres han demostrado que la práctica del yoga también tiene una influencia directa y positiva en nuestra sexualidad. Tras probar múltiples posturas, básicamente enfocadas en el ejercicio del abdomen y la pelvis, descubrieron que las disfunciones sexuales en ambos géneros disminuían tras el campamento y los participantes afirmaban haber mejorado su salud sexual después del entrenamiento.

Desde un mayor control de la eyaculación hasta un aumento del apetito sexual, el yoga puede aportar muchísimas ventajas a tu vida sexual. Practicándolo en pareja, además, también podéis aprovechar la oportunidad para pasar más tiempo juntos y conoceros mejor, fortaleciendo vuestros vínculos y mejorando vuestra salud a la vez. ¿Os animáis a ser unos yoguis profesionales?

4 381