ACEITES

¿En qué consisten?
A lo largo de la historia, es sabido que el ser humano ha disfrutado de embadurnar y cuidar su cuerpo con lociones y aceites esenciales. La naturaleza nos ha brindado un abanico de materia prima inmejorable para la creación de dichos productos. A día de hoy, suponen un aliado ideal para gozar de salud y bienestar, aspectos estrechamente relacionados con un buen sexo.
¿Cuáles son sus beneficios?
Sus cualidades se traducen en ventajas físicas y sensitivas, repercutiendo de forma favorable tanto en nuestro cuerpo como en nuestra mente. A nivel físico, hidratan, nutren y nos protegen. Son un elixir de bienestar, higiene y salud. Y no sólo para nuestra piel, pues al penetrar en ella, sus excelentes propiedades se extienden por todo nuestro organismo. Algunos de estos atributos y propiedades son: mejora de la circulación sanguínea y linfática, antivírico, antibiótico, antiinflamatorio, antiséptico, así como regenerador celular e iluminador de la piel.
Sus beneficios son también significativos a nivel psicológico, pues son una fuente de energía para cuerpo y alma. Sus propiedades relajantes nos ayudan a liberar estrés y a equilibrar nuestras emociones. Son también una actividad recomendada para conocerse más a uno mismo, escuchar nuestro interior, reflexionar y, en definitiva, dedicar un tiempo a cuidarnos. Asimismo, en caso de aplicar los aceites en pareja, mejorará la complicidad y empatía entre ambos, creando un aura de paz compartida.
¿Cómo puedo incorporarlos a mi día a día?
Como en todo, no existe un único método correcto. Cada persona, según su ritmo de vida concreto, encontrará más acertada una fórmula u otra. En algunos casos, será a primera hora, tal vez al salir de la ducha, para empezar el día despejado y reconfortado. Para otras personas, funcionará más al final de la jornada: cuando llegan a casa cansadas y por fin pueden disfrutar de su momento de relax. Asimismo, habrá quien, en lugar de dosificarlo a diario, prefiera reservar ese placer para una larga sesión de mimos y cuidados, por ejemplo durante el fin de semana.
Más allá de la función determinada de cada modalidad, el uso de velas nos aproxima al equilibrio y a la paz internos y nos invita a la reflexión. En este sentido, una de las prácticas más aconsejables a la hora de disfrutar de las velas es observar detenidamente cómo baila su llama y cómo va consumiéndose lentamente. Unos minutos de aromaterapia en silencio o con la música adecuada nos aportará la calma necesaria para vencer el frenetismo y el estrés del día a día.
¿Qué variedades existen?
Podemos encontrar un amplia gama de aceites esenciales. Una de las distinciones puede ser por su composición y resultado: desde los más sutiles a los más intensos. Cada persona escogerá su modalidad preferida según sus gustos y estilo de vida. También existe diferenciación por asimilación: vía tópica (a través de la piel), respiratoria (mediante el olfato, dadas sus propiedades aromáticas) e incluso digestiva (con la ingesta de píldoras).

Dependiendo del momento y el contexto puedes decantarte por una variedad distinta, ya que aspectos como su aroma o textura te estimularán unas sensaciones u otras. Recuerda que en nuestras tiendas dispones de personal especializado que sabrá resolver tus inquietudes particulares sobre qué aceite se ajusta más a ti.

No vendemos on-line, búscanos en nuestras tiendas

Nuestras Tiendas

Sex Toys Center se abre hueco en las ciudades como si se tratase de un supermercado convencional